Follow by Email

lunes, 11 de junio de 2012



Mejor me guardo las alas. Nadie será consciente allá abajo de la realidad de mi alma si guardo las pruebas, si soy cauta. Probablemente me venga bien una temporada en el infierno simulando ser una más. Asumo los riesgos, me gusta demasiado sentir los latidos de mi corazón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario