Follow by Email

miércoles, 11 de abril de 2012




La inspiración es resultado de un dolor profundo sin fácil localización, un dolor que araña las entrañas y libera tímidas lágrimas, un dolor que no se alivia con medicinas. Un dolor que maltrata tus sentidos y martiriza cualquier ápice de ilusión, que congela cada rincón de sensibilidad volviéndote inmune, un dolor que solo escapa al son de una pluma que libera cada sentimiento con la facilidad que le falta a las palabras. 
Inspiración producto de un huracán de pasión que altera un alma de profunda sensibilidad.
Inspiración deseada, inspiración hiriente, inspiración valiente y cobarde que vive en las líneas de un texto sin atreverse a tomar medidas urgentes ante el delito de no vivir, inspiración que mata segundos de una existencia plena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario